En el pasado mes de octubre celebramos el día de los disfraces de la forma mas divertida. Tanto en Uveros como en Valparaíso, el 31 como ya es tradición, los niños se disfrazaron y salieron a las calles de los diferentes pueblos donde están localizadas las escuelas de Música para la Paz a pedir dulces. Luego tuvimos una integración en nuestras diferentes sedes donde compartimos un almuerzo entre amigos y un delicioso helado. Esto último fue gracias a la colaboración de las personas que a diario nos apoyan con sus donaciones.

Share This